Google+
Las tetas según el feminismo

Las tetas según el feminismo

Como saben, soy antifeminista. No me puedo colar en el movimiento que reclama derechos por género ya que al hacerlo, le estoy negando derechos a otra persona, solo por el crímen de haber nacido con pene, y con las ganas de ejercer su pene y todo lo que su pene representa: caballerosidad, galanteo, proveedor y lider de familia. Cuando he manifestado esto, se me ha tachado de machista. Yo pensaba que machista era el que suponía una superioridad del hombre, yo no puedo ser considerada machista cuando desde los inicios de este blog he escrito para las mujeres, apoyándolas, recordándoles su valor. No ser machista no significa automáticamente ser feminista, porque en mi caso no lo soy. Las feministas sobretodo de la nueva era, que acusan a las mujeres de cosificarnos cuando mostramos nuestro cuerpo y seguimos estándares occidentales de belleza (delgadez, maquillaje, depilación), nunca se llaman a sí mismas hembristas, a pesar de que los límites son más que difusos. Como no estoy en ningún extremo, ni parezco barbie cosificada, no hay rastro de silicona en mi cuerpo, a veces me descuido y no me depilo por semanas, en ningún caso me considero feminista. Va más allá de los pelos de más.

 Seguir leyendo... (787 words, 2 images, estimated 3:09 mins reading time)

como no tengo ilustración para este artículo, tomo prestada esta foto de google imágenes

A mi hija, mi orgullo

como no tengo ilustración para este artículo, tomo prestada esta foto de google imágenes

como no tengo ilustración para este artículo, tomo prestada esta foto de google imágenes

Dicen que todos van a la escuela para ser moldeados en una especie homogénea que no puede pensar fuera de los consensos preescritos. En la escuela se aprende a repetir información en lugar de aprender a pensar por si mismos, de manera que no seas una amenaza a lo establecido. Cuando te gradúes, conseguirás un trabajo, pagarás impuestos para perpetuar el sistema. Por eso, para atenuar a la escuela, yo te enseño a dudar de todo, incluso de lo que yo digo, te enseño a cultivar tus talentos, a ser curiosa, investigativa, a atar cabos, a usar la racionalidad y el pensamiento crítico. Hija mía, te envío a la escuela por un mero trámite burocrático. Tu enseñanza está a MI cargo.

Regreso a clases.

Regreso a clases.

123
Volvemos al ruedo escolar. ¡Qué emoción! Despertar a las 6 am me tiene muy emocionada, es muy divertido ese estado de zombie haciendo desayuno, viendo que todo esté en la mochila, y repetirlo por 10 largos meses más. ¡Yupi! Estoy tan feliz, que pondré una imagen de mi felicidad.

daria

 Seguir leyendo... (308 words, 2 images, estimated 1:14 mins reading time)