Image

Archive for December 2007

Propósitos para el 2008

– no postear mis problemas personales

– no enamorarme del primer pendejo que diga lo “linda” que soy

– dejar de comerme las uñas

– engordar 300 libras, o por lo menos, 10

– ahorrar 3000 dolares, o por lo menos, saldar la cuenta con Fiamecard

– sacarle el jugo a mi banda ancha prometida

– ir al gimnasio para aumentar los femorales

– aprender a cocinar cangrejos (mentira…)

– tener más paciencia con mi hija (este es el único propósito que espero cumplir)

 Seguir leyendo... (136 words, estimated 33 secs reading time)

Testamento del año viejo 2007

En mi paisito hermoso y tercermundista, entre otros rituales, destaca la fea costumbre de quemar monigotes conocidos como años viejos. Antiguamente eran de trapo y aserrín, representaban un viejito, un anciano de 365 días que simboliza todo lo que sucedió, bueno y malo, para purificarlo con el fuego y esperar que el nuevo año sea mejor. Esta costumbre tenía (o tiene) otras anexas, la viuda, es decir, una “mujer” que representa la esposa del viejo, que pide caridad para el año viejo (para comprar petardos o camaretas). El testamento, es un escrito que representa lo que el año por fenecer deja a sus deudos. He aquí el testamento que esotéricamente me inventé. No soy muy buena con las rimas, no serán letales con sus comentarios, lo hice con mucho cariño.

 Seguir leyendo... (645 words, estimated 2:35 mins reading time)

Lo tengo que decir:

Hoy tuve que salir a encontrarme con una amistad a quien no veía y debía ver antes de que se acabe este horrible año (me fue mal, pues, por eso es horrible). En el camino, atravesando mares de gente, esquivando, atajando, corriendo, por un tráfico de 5 de la tarde asquerosamente guayaquileño, (mil claxons gritando sinfónicamente al unísono). Tapandome la nariz para no oler las tripas asadas y los oidos para no oir el regeton de Tatiana, la del c-box. A la altura de la Bahia, un voceo de un escatológico vendedor que ofrecia “los mojones de Ricky Martin”, me asustó, miré pensando “¿ese tal cual ha lanzado otro cd?”, pero no, eran unas cacas de fantasía para mañana, día de los inocentes. Gracias a Dios llegué a mi destino, sana y salva. Interesante conversación. Hasta la noche.

 Seguir leyendo... (272 words, estimated 1:05 mins reading time)

El apareamiento humano visto desde el espacio exterior.

Orión, año terrestre 2007 DC

Tras siglos de observación de campo, la comisión encargada de la investigación de la primitiva especie dominante en el tercer planeta del sistema solar, emite el siguiente informe:

Ritual de cortejo: El macho siempre trata de impresionar a la hembra, y a lo largo de los años se ha valido de toda clase de demostraciones, algunos se valen de conocimientos acumulados expresados a través de lenguaje oral, comunmente conocido como “labia”, otros crean una imagen alterada hormonalmente y esculpida en centros conocidos como gimnasios, donde los machos intentan destacar sus inflados músculos, a veces artificialmente. Otros, menos agraciados física e intelectualmente, recurren a regalos, objetos innecesarios conocidos como “detalles”. Los de mayor éxito entre las hembras superficiales son los que se trasladan en vehículos “último modelo”, a nuestro juicio, primitivas naves contaminantes y ruidosas.
Ciertos especímenes poco evolucionados intentan someter a la hembra violentamente, pero estas poco a poco han ido rechazando tales actitudes llamándolo “liberación femenina”.

 Seguir leyendo... (955 words, estimated 3:49 mins reading time)

¡¡No lo puedo creer!!

Nunca debí postear esto….

Si gustas, deja una propina para este artículo.

100 momentos felices que me da mi hija

1. Verla correr feliz cuando voy a retirarla a la escuela.
2. Escucharla cantar.
3. Haberle dado de lactar.
4. Su mano delicada levantándome por las mañanas.
5. Las tarjetas que me hace, sin motivos especiales.
6. Cuando sacude su cabeza escuchando Black Sabbath.
7. Los besos con los que me sorprende a lo largo del dia.
8. Cuando me cuenta el episodio de Backyardigans.
9. Cuando se aferra a mi brazo cuando ve un perro desconocido.
10. Oirla por telefono diciendo: “te extraño, mami”.
11. Cuando me dibuja.
12. Cuando quiere ayudarme a lavar los platos.
13. Cuando vi que aprendió a atar sus zapatos.
14. Cuando dice “ya soy niña grande”.
15. Cuando me dice: “ese hombre es feo mami, no le hagas caso”.
16. Verla dormir.
17. Su cara de felicidad cuando le doy una moneda para su alcancia.
18. Cuando me pregunta como me enamoré de su papá.
19. Cuando se niega a bailar regeton porque “es de pandilleros”.
20. Cuando quiere bañarse sola.
21. Cuando me apaga la computadora cuando se lo pido.
22. Cuando me sorprende con un “te amo hasta el planetoide Plutón”.
23. Cuando besa la herida que dejó el suero que me puse en la mano.
24. Cuando me abre la puerta al llegar del trabajo.
25. Cuando me guarda secretos.
26. Cuando le hago caballitos y reclama “otra vez, otra vez”.
27. Oirla respirar.
28. Cuando limpia el desastre que hace con las temperas.
29. Cuando me dice: “cierra tus ojos y extiende tus manos” antes de darme un dibujo.
30. Cuando admite haber hecho una travesura, rogandome “¿pero no me vas a pegar?”
31. Cuando la vi por primera vez dentro de mi barriga, por ultrasonido hace 5 años.
32. Cuando salta sobre la cama.
33. Cuando guarda todos sus juguetes.
32. Cuando se come todo lo que le sirvo.
33. Cuando se duerme a mi lado.
34. Cuando dio sus primeros pasos.
35. Cuando me dice Feliz Cumpleaños.
36. Cuando ve algo en una revista y dice me lo comprará.
37. Cuando vamos a Picca y no toca nada.
38. Cuando me botan de Picca porque la niña estuvo a punto de hacer un gran desastre.
39. Cuando me abraza.
40. Cuando hace berrinche.
41. Cuando me muestra orgullosa sus planas.
42. Cuando toma toda su medicina.
43. Cuando me obedece sin tener que amenazarla.
44. Verla comer con cubiertos.
45. La primera vez que usó sola el WC.
46. Cuando me ve enojada y besa mi ceño fruncido.
47. Cuando logro bajarle la fiebre.
49. Cuando aprendió a escribir su nombre.
50. La primera vez que la senti moverse en mis entrañas, 5 años atras.
51. Cuando no llora cuando se tropieza
52. Cuando saluda a los mayores.
53. Cuando se le escapa un gas y avergonzada dice “perdon”.
54. Cuando, antes de salir me recuerda si llevo las llaves.
55. Cuando vi el pregcolor con dos rayitas negras.
56. Cuando elige que ponerse.
57. Cuando calienta mis manos con las suyas.
58. Cuando repite las canciones de cuna que le he inventado.
59. Cuando tiene hambre y se rehusa a comer golosinas, pidiendome sopita.
60. Cuando me resume algun episodio de Los Simpsons.
61. Cuando pide que la upe.
62. Ver los lunares que tiene en la espalda en el mismo lugar que papá.
63. Cuando me besa cuando me ve llorar.
64. Cuando me pasa el periodico por debajo de la puerta del baño.
65. Cuando se lava los dientes sin ayuda.
66. Cuando le ayudaba a lavarse los dientes.
67. Cuando me ve arreglada para salir y exclama: “te ves linda mami”.
68. Cuando pide toque el piano para ella.
69. Cuando lo toca ella torpemente.
70. Cuando baila ballet.
71. Cuando dice quiere ser grande para ayudarme a cocinar.
72. Cuando acaricia mi pelo.
73. Escucharla reir.
74. Verla “patinar” en medias.
75. Cuando, tras un castigo, promete no volverlo a hacer.
76. Cuando corre al encuentro con su padre.
77. Cuando la llevé a la playa la primera vez.
78. Cuando vi su carita colorada por primera vez.
79. Cuando le hago cosquillas.
80. Cuando se maquilla y se pone mi ropa diciendo “quiero ser como tú”.
81. Cuando me llama por mi nombre.
82. Cuando deja desenredarse el pelo.
83. Cuando me sorprende con lexico avanzado para su edad.
84. Cuando habla en inglés.
85. Cuando posa para las fotos que le saco con el celular.
86. Cuando corre a ver como salió en las fotos.
87. Cuando no estoy y le pide a mi mamá: “mándale un mail a mi mami para que no se demore”
88. Cuando me ofrece lo que está comiendo.
89. Verla abrazada a su padre.
90. Lavar su pequeña ropita.
92. Besarle los pies.
93. Cuando beso las lágrimas que ruedan por sus mejillas.
94. Escucharla rezar la oración de los alimentos.
95. Apretarla a mi pecho.
96. Contarle historias de mi infancia para hacerla dormir.
97. Escucharla conversar con Mili, su ratoncita imaginaria.
98. Verla uniformada para ir a la escuela.
99. Oirla cantar el himno nacional.
100. Tener el privilegio de criarla y educarla hasta verla convertirse en mujer.

 Seguir leyendo... (933 words, estimated 3:44 mins reading time)

Hasta el 2008 folks!

Me despido oficialmente… sin internet en casa, y con el justo temor de escribir mi jodida contraseña en un cyber, no postearé nada hasta bien entrado el otro año… chuta, con tanto por decir, o mejor dicho, por escribir…

Espero con ansias mi banda ancha! Al fin Wildchild se cargará rápido para poder comentar primero… podré descargar todos los contenidos que Mr. Atrapasueños nos obsequia jueves a jueves… me leeré todos los blogs, ¡sin limites!, corregiré mis faltas ortográficas, bajaré los plugs ins necesarios, podré tener esas conversaciones esotéricas con mis cyberpanas sin temor a la planilla de Pasifitel. Oh Jebus, al fin escuchaste mis plegarias!!!

 Seguir leyendo... (219 words, estimated 53 secs reading time)

Me quedé sin Internet

Creo que ya les he comentado que mi conexión es picapiedrescamente dialup, es decir, para los que ya no se acuerdan, debo conectarme por medio de mi linea telefónica de “Pasifitel“… este mes me salió la friolera de ciento veinticinco dólares. Y eso sin contar los días subsiguientes a la llegada de tan abultada factura, seguramente la cuenta ascenderá a doscientos dólares y más. ¡No sé qué voy a hacer! Quise vender uno de mis hígados, pero me dijo el doctor que mi higado está tan bilioso es un verdadero veneno. Además solo tengo uno. Le ofrecí los pulmones, esos si vienen en par, le dije al médico. Pero los encontró tan llenos de smog y nicotina que los rechazó también. No quisieron comprarme la sangre por miedo a que me desmaye, más bien, quisieron venderme un par de pintas. Les ofrecí mis ojos, pero me dan la plata cuando muera.

 Seguir leyendo... (555 words, estimated 2:13 mins reading time)

Descuidos femeninos

Cuando voy a dejar/retirar a mi hija a la escuela no suelo arreglarme demasiado, muchas veces voy en pijama, y siempre voy con gafas, pues no me gusta me vean sin maquillaje (luzco horrible, aunque no más que Jennifer López). Sin embargo, hay cuidados que sin duda los cumplo, a pesar de que sé que en el camino no me cruzaré con ningún Adonis. A veces sí, admito haberme descuidado, he aqui un ejemplo gráfico… Pero lamentablemente no todas piensan así…

 Seguir leyendo... (505 words, 1 image, estimated 2:01 mins reading time)

Temor

El miedo a lo desconocido es muy humano y comprensible. Aquello muchas veces detiene, posterga, deja pasar oportunidades. Arriesgarse es de “valientes” o impulsivos, por ello suelo meterme en lios, pues no mido las consecuencias y me lanzo a la piscina antes de asegurarme de que tiene suficiente agua para nadar…

Comprendo el miedo al fracaso… que no funcione… el terror a que no se abra el paracaídas y darse el respectivo estrellón contra el planeta. No poder afrontar lo que la aventura conlleva, que la rutina sea el veneno que lentamente acabe con algo que fue lindo… y salir con el rabo entre las piernas.

 Seguir leyendo... (212 words, estimated 51 secs reading time)

La reunión

De los convocados solo aparecieron tres, la dama de fuego, el maestro hardcore y la Sra. de Sabina. Complementaron el grupo un par de personajes interesantes cuya identidad protejo. El presidente brilló por su ausencia. 🙁

El bar que se llenó de nuestro humo (entre lark, marlboro y belmont mentolado), presentó un grupo portovejence que hizo muy buenos covers de reggae, (desde Bob Marley hasta Paralamas), que las asistentes disfrutamos muchísimo.

No tengo fotos. Para la próxima.

 Seguir leyendo... (187 words, estimated 45 secs reading time)