La nostalgia del rock en español

Me gusta escribir sobre música, para ser sincera. Para todos mis contemporáneos que vivimos en la época de copetes y rimel azul, (los 80´s), saben que esta fue la época en la que nació el “rock latino”, etiqueta que en realidad no me gusta, por inexacta. El rock en español, como prefiero llamarlo, para mi fino gusto musical, tuvo sus mejores representantes en España: Ilegales, Héroes del Silencio, Mecano, entre muchisimos que la edad me hace olvidar.

Ilegales: trío español formado por Jorge Martínez (guitarra, voces y letras, en otras palabras, el alma de la banda), Guillermo Vijande, bajo y David Alonso, batería. Pero que la simplicidad de la composición de la banda no les engañe, la fuerza de las cuerdas de Martínez, unidas a las letras irreverentes como “La fiesta” (hace pocos años entendí la frase, “llegamos a la fiesta, sin estar invitados, y nos emborrachamos, todos nos colocamos…”… ¿entienden? ¡Yo ya entendí!! Yo fui una de las únicas pendejas de mi curso que no fue al mítico concierto en el Estadio Modelo, pero pude grabar en VHS la presentación que dio en grupo en Quito, que trasmitió Teleamazonas esa misma noche en que la gente se tomó muy a pecho las letras de “destruye”, bajando las mallas de la tribuna, jeje! Después por eso a los rockers nos dicen violentos.
El concierto que nos volvió adictos a Ilegales a todos quienes ahora pasamos de los treinta años, fue grabado en directo en el planetario Big Ben de Mollerusa Lérida en noviembre de 1986, por la unidad móvil El Camión (información tomada del CD original de dicho concierto).
El tema que fue vetado en Ecuador es “Eres una puta” cuya letra dice “eres una puta pero no lo bastante, tu boca huele como un escape de gas, todo ese culo lleno de peligro… vamonos al bate, haremos un wateque, encima del retrete, más, más, más…” Curuchupas de entonces, dónde están hoy para que veten las porquerías que sabemos que no tienen musica, solo babosadas. Pero sigamos hablando de música… “Enamorados de Varsovia”, para qué fumar marihuana si con solo escuchar el intro de este tema me “coloco”… ¡una legítima canción de amor!, ¿quien dijo que los rockers no podemos ser románticos? ¡Aún en tiempos de guerra!
“Hacer mucho ruido es muy divertido”… una oda para joder a las monjitas del colegio, “me cago la leche que mamaron los cabrones que me denunciaron, estaban todos amargados porque yo soy mucho mas guapa” decía en mis alter lyrics… ¿recuerdan? Y en vivo, las distorsiones mágicas de la guitarra de Martínez eran suficientes para alcanzar un orgasmo sin penetraciones.
Pero con el tema con el que casi nos expulsan (de hecho, nos negaron la matrícula a todo el 3ero A, por eso fui FIMA), fue Qué mal huelen los muertos, cuya letra escribimos en la pizarra justo antes de la clase de religión “dijo Jesús ‘resurrección y vida’ y lo clavaron en una cruz, Jessee James dijo manos arriba y le llenaron de plomo la barriga, todos están muertos”
Cuando Ilegales se presentó en el colegio Guayaquil, la tonta que aquí escribe fue la única idiota que no se coló a hacer mosh… bueno, ¡tenía 14 años! pero el rock and roll caló en mi cerebro para siempre. Como anécdota adicional, cuando Ilegales regresó a Guayaquil y se presentó en el Jardín de la Salsa (cuidado, no confundir con los mequetrefes merengueros), ¡yo tenía 7 meses de embarazo!!! ¡De nuevo no pude presenciar un concierto de Ilegales live!

Soda Stereo: también trío, Ceratti en guitarras y voces, Zeta en el bajo y Alberti en la batería, con apoyos musicales en los teclados. Con una imagen que recordaba a The Cure, Soda me cautivó con sus letras surrealistas.
“Cuando pase el temblor”, 1987, qué nostálgica me pongo al ver los videos en VHS. Quién no coreó “sho, caminaré entre las piedras, hasta sentir el temblor” o la versión alterada del colegio: “yo, caminaré entre la mierda, hasta sentir el olor…”
“Persiana Americana”, berreadísima pero bacán, su letra voyerista… “Juegos de seducción”, muchas ideas para condimentar el sexo, lástima que en ese entonces era virgen… pero disfruté de esa guitarra como las putas. “Sobredosis de TV” acabo de entender el estribillo “acuéstate, levántate, no puedo seguir así oh no, apágalo, enciéndelo, no puedo seguir así, oh no…” vivíamos la era antes de la invención del control remoto.
Mis favoritas: “Signos”, inentendible mensaje (o alguien lo comprende, porque hasta la actualidad, yo no), pero para qué quiero entender si con las notas iniciales se llega a la cúspide emocional, trasladándose a un mundo fantástico hasta que Ceratti exclama “no hay un modo, no hay un punto exacto, te doy todo, y siempre guardo algo”…. ¡ahhh! necesito un cigarrillo. “El Rito”, personalmente esta es mi canción favorita, en mi rankin le puse 5 estrellas pero hubiese querido darle 10. Todos mis conocidos saben que si caigo en coma profundo, despertaré al oír “soy un profanador, estoy desafiando al tiempo, ya ves mi trasgresión es procurar tenerte, el cielo entiende que mi obsesión está shegando a un límite y el desierto al menos hoy, no parece, no parece tal… sueles encontrarme en cualquier lugar, y sha lo sabes nada es casualidad, tu misteriosa forma me lastimará, pero acabas según lo estaré más cerca, más, más…”
Años después, la banda grabó un especial con MTV (cuando dicho canal no se prostituía aún con realities y pseudomúsica bagre) con el formato Unplugged (un ambiente íntimo, pocos afortunados presenciando la performance y versiones increíbles de temas seleccionados. Sin embargo, la banda no desenchufó sus guitarras. El resultado: Confort y música para volar, de nuevo, sin necesidad de alucinógenos, todos alcanzamos otra dimensión al escuchar la dulce voz de la Etcheverry en el espectacular duo junto a Cerati, “En la ciudad de la furia”, 8 minutos 42 segundos de hermosas distorsiones logradas por el mago Ceratti. Sugiero poner esta canción mientras hacen el amor. -Sr. Mix, complazcame esa fantasía-… Eso sí, programen el reproductor para que suene indefinidamente.
Soda se despidió de sus fans con una gira que concluyó, indefectiblemente en Buenos Aires… pero como eso ya no fue en los 80, no lo expondré en este post.
Nota al margen: necesito “Corazón delator” de Gustavo Cerati, para poder morir en paz.

Hombres G: ¿a qué adolescente no le gustaba David Summers? Yo que siempre me he jactado de no seguir modas, caí en las redes de este español con cuya barba descuidada soñaba por las noches, escuchando su melodiosa voz “sufre mamón” pero por recontraberreada la cambié por “Indiana”, “Venecia” o “Marta tiene un marcapasos”. Letras coloquiales, llenas de humor, sobre temas cotidianos. Los temas románticos eran herramientas de los niños de ese entonces para arrancarnos suspiros, para posteriormente poder arrancarnos el brassiere, recuerden “Temblando”, “Te necesito”, “Si yo no te tengo a ti”, o la hiper explotada “Te quiero”, la cual es responsable de muchos embarazos entre las adolescentes de los 80. (Yo no caí, ¡lero lero!”, lo bueno es que lo berreado no me convence). En fin, musicalmente Hombres G nos trajo muchos coros para tararear, medianamente buenas guitarras y letras fáciles de digerir. Pues, quién quiere pensarlo mucho a los 14 años.
Nota al margen: al individuo o individua que se sustrajo mi LP del chanchito, tengo pensada una venganza letal, ¡sufre cabrón, devuélveme mi disco, o te retorcerás entre polvos picapica!

Prisioneros: chilenos, la misma fórmula, 3 tipos haciendo buena música, (no pongo los nombres porque el tiempo los borró de mi memoria, y mi Biblia de aquella época –revista Tiempo libre- se perdió) pero sus letras, al contrario de Hombres G, eran denuncias sociales, como “El baile de los que sobran”, “Muevan las industrias”, (que pena, 20 años han pasado y los mismos problemas…”. Un temita que les cae a muchos faranduleros criollos de poca monta es “Porque no se van”, si pues, si eres tan bacán, ándate a España a trabajar… Allá no son nadie, pero aquí por salir en las páginas sociales de la revista Cosas se creen superiores. Sorry, me salgo del tema, estamos hablando de música… Bueno, Prisioneros no es solo “Sexo”, el cual fue vetado en mi colegio… cuando Tranzas no era nadie y fue a tocar, fue impedido por la Hna superiora de tocar esa canción solo cuando supo el título… Para mi gusto personal, la mejor canción de Prisioneros es “Estrechez de corazón” con unos sintetizadores geniales, letra incisiva y ritmo pegajoso pero no berreante.
Como hemos recordado, en este breve recorrido al pasado, en la actualidad no existe NINGUNA banda o grupo que se pueda igualar a estas bandas, una pequeña muestra, porque no he hablado de los geniales Héroes del Silencio. ¿Por qué la buena música murió con el cambio de milenio?

Post reciclado de Esotericca.
Este blog entra oficialmente en vacaciones.
Pronto, el testamento del 2008. 😉

© 2008, Pitonizza Punto Com. Licencia de uso: Atribución-SinDerivadas CC BY-ND

Si gustas, deja una propina para este artículo.

Mis libros

© 2008, Pitonizza Punto Com. Licencia de uso: Atribución-SinDerivadas CC BY-ND

Si gustas, deja una propina para este artículo.

(Visited 139 times, 1 visits today)

(Visited 139 times, 1 visits today)

Comments Closed

Comments

  1. Hola Pitonizza….De verda que estoy de acuerdo contigo estos grupos son los que han marcado historia en el rock…pero tengo la duda….a ti te gusta los redonditos de ricota? porque ellos tambien son una banda que lograron mucho…el Indio solari..es un musico genial…y tambien grupos españoles como Extremoduro y Platero y Tu…. a mi me encantan estos tres grupos…y a ti?

  2. Holas!! concuerdo contigo en lo de Estrechez de Corazon, para mi tambien es la mejor cancion de Los Prisioneros, otra cosa en la que tambien concuerdo es en que no recuerdo los nombres de los integrantes jajaja bueno solo el del vocalista Jorge Gonzalez, en cuanto a Soda personalmente considero que la mejor cancion es La Ciudad de la Furia aparte que es espectacular con un ambiente psicodelico y alucinogeno jaja tambien por lo que ocurria en el concierto en el modelo mientras tocaban la cancion ah y les cuento una anecdota no se si recuerdan cuando a inicios de este año o a finales del anterior (no recuerdo) hubo un temblor fuerte que se sintio hasta en el Perú ya entrando a la madrugada bueno pues resulta que despues del alboroto encendi mi PC y puse a sonar el reproductor de musica y o sorpresa empezo sonando “Cuando pase el temblor” bueno eso es todo me despido, saludos…

  3. Ya gracias….conoci tu blog despues de ese articulo…no lo habia visto…gracias… tienes buenos gustos musicales…que bien…te admiro mucho…. cuidate y suerte…

  4. Perdón por comentar en un post viejo, pero me has hecho recordar esas épocas, de verdad que la evolución musical de los 80’s fue un boom increíble, yo tuve la suerte de ver a todas las bandas mencionadas en su paso por Quito, Ilegales y Hombres G en un solo concierto lleno a rabiar, recuerdo que todo el público pedía a gritos una sola canción, ya te imaginarás cual, era genial escuchar a unas 20.000 personas gritando a coro “ERES UNA PUTA !!!, ERES UNA PUTA !!!” a lo que Jorge Martinez dada la prohibición de cantar dicha joya, contestó: “Aunque no soy una de esas… Tengo un problema sexual …” realmente increíble, ya luego años después se presentaron en la Plaza de Toros, en esta ocasión la gente volvió a pedir la misma canción, pero aún estaba vetada, pero, hubieron disturbios en la arena de la plaza lo que hizo que la “siempre culta y dilecta fuerza policial” nos echara gas lacrimógeno el mismo que llegó hasta el escenario y enfureció mucho a Martinez, no recuerdo las palabras exactas (por el gas y por la euforia del momento en la arena) pero muy gentilmente dedicó la canción a las mamacitas de los malditos cerdos 😀 fue simplemente brutal …

    A Soda Stereo los pude ver en su primer concierto en Ecuador, cuando aún no eran re-famosos, lo cual nos dejó con la increíble oportunidad de verlos a pocos metros del escenario en un concierto fenomenal, simplemente unos musicasos todos …

    Solo una acotación, en el rito la parte que describes como: “pero acabas según lo estaré más cerca, más, más…” me parece que dice: “pero a cada segundo estaré mas cerca, más, más…”

    bye
    😉

Los comentarios se han cerrado.